verduras

Las verduras son imprescindibles para mantener la salud de nuestro cuerpo a cualquier edad

Las verduras son un grupo de alimentos clave para el buen funcionamiento de nuestro organismo. Gran parte de su valor está en su aporte de fibravitaminas y minerales.

Las recomendaciones nutricionales apuntan que se deberían consumir 2 o 3 raciones de verduras al día (1 ración son unos 200 g de alimento). De las dos raciones, al menos una se debería consumir en crudo, como por ejemplo ensaladas o gazpachos, así se evita la pérdida de vitaminas que se produce al cocerlas.

De su composición destaca su riqueza en agua que llega a representar hasta el 90%, aunque los nutrientes más relevantes son la fibra soluble y la fibra insoluble, las vitaminas como la vitamina C, o los betacarotenos (precursores de la vitamina A), ácido fólico y minerales como el potasio. Su aporte calórico medio es bajo, ya que contienen poca cantidad de hidratos de carbono, y prácticamente nada de proteínas ni grasas.

Se pueden introducir las verduras en nuestra alimentación diaria de muchas formas, como plato principal, como ingrediente o como guarnición. La variedad es tan amplia que enriquece nuestra dieta, no sólo en nutrientes sino en color y sabor.

Pueden ayudarte en caso de: sobrepeso, colesterol, hipertensión y estreñimiento.

Contenido nutricional destacado
Fibra
Fibra

La fibra es indispensable para el buen funcionamiento intestinal

ácido fólico
Ácido fólico

El ácido fólico tiene un papel importante para prevenir y ayudar a combatir la anemia

VitaminaC
Vitamina C

La vitamina C es un nutriente antioxidante y protector de sustancias nocivas

potasio
Potasio

Para cubrir las necesidades de potasio es suficiente con consumir 5 raciones de frutas y verduras al día

¿SABÍAS QUÉ?
Las verduras contienen fibras solubles que estimulan el crecimiento de bacterias beneficiosas en la flora intestinal del colon.

Las verduras son ricas en antioxidantes como los carotenos, típicos de las zanahorias o el licopeno, típico del tomate. Los antioxidantes son sustancias que protegen el organismo.

Consumir las verduras crudas te asegura el aporte de vitaminas, sobretodo la vitamina C.